Inicio > Blog > 24h Madform BiCircuit 2018 by Iberobike

24h Madform BiCircuit 2018 by Iberobike

4/05/2018

http://www.iberobike.com/cronica-de-las-24h-madform-bicircuit-2018/

 

24h-madform-2-696x522.jpg

Llegó el gran día, 24h Madform BiCircuit 2018, uno de los grandes objetivos de este año, el que más me emociona porque me quedé con muy buen sabor de boca del año pasado, porque el reto ya es acabar las 24 horas, porque cambias de formato de carrera, porque estas dentro de un circuito mítico y por mil motivos más.

La noche de antes se duerme poco (cuando tendría que ser lo contrario sabiendo lo que te espera) acabando de preparar cosas, por los nervios de un gran evento, por el “que no me deje nada”, porque la cabeza va a mil repasándolo todo.

Esta edición empieza antes, a las 10h, así que toca madrugar más para estar antes de las 8h aparcado delante de nuestro box, ir a recoger dorsales y preparar nuestro nidito de amor para afrontar las más de 24h que pasaríamos allí.

Había pasado una semana de muchos nervios previos pero, como digo, por el “que no me deje nada importante” ya que por la parte física sabía que no podríamos optar a nada e íbamos con el objetivo simplemente de acabar (qué equivocado estaba).

Este año pecamos algo menos de novatos y ya vamos cargados con cafetera, sillas más cómodas, dos hamacas de jardín para tener las piernas estiradas, una tienda de campaña con colchón hinchable y otro más dentro de la furgoneta. Se agradeció tener más sitios donde poder echar una cabezada.

En esta edición repetíamos la mitad del equipo del año anterior y visto lo visto quisimos cambiar algo la estrategia. La intención era hacer tandas de una hora cada uno pero el que saliera (ese era yo) haría las dos primeras horas seguidas, de esa forma saltaríamos un relevo y evitaríamos perder la comodidad del pelotón (y demasiados secretos os estoy contando ya).

Nunca hay que salir con los músculos fríos y menos sabiendo que se iba a rodar rápido, por eso me pongo a calentar en un rodillo de rulos plegable y muy práctico para estos casos, RooDol.

Tienes que cogerle el punto al equilibrio pero una vez te acostumbras se pedalea de forma natural y es muy práctico porque ocupa muy poco, lo tienes ahí, en un rincón, llegas, te subes, calientas y sales. No hace falta que enganches ruedas ni sufra el cuadro de la bici como en los rodillos estáticos.

10h: Ni un segundo más, ni un segundo menos, a las 10h en punto arrancó la carrera, con salida LeMans, corriendo hacia las bicis desde la otro lado de la pista y sorteando a corredores que como yo aún estábamos intentando calar.

Enseguida se forma un gran pelotón con todos los corredores donde se masca la tensión, los nervios, todo el mundo quiere estar delante y se te meten por huecos inexistentes. Menos mal que la pista es ancha y quedan 23h55’ por delante. Ponerse a tirar delante es muy duro y cansado, por eso todo el mundo está escondido a rueda pero tras la curva 10 (La Caixa), justo el inicio del último cuerno del trazado, la gente empieza a moverse, llueven los ataques en esa subida, y todo para estar bien colocado en la entrada de la chicane antes de recta de meta. Me mantengo delante y un par de vueltas me toca tirar del carro.

Obviamente quedaba mucha tela que cortar y no acabaría así pero esta foto ya queda para la posteridad, equipo 45 (el nuestro) liderando las 24h Madform BiCircuit 2018.

Pasa la primera hora rodando a 38km/h de media y empieza el baile de paradas a box.

Menos mal, parece que se relaja el ambiente aunque no se baja demasiado el ritmo.

Como ya he dicho, castiga más ir delante pero voy más cómodo marcando mi ritmo que a rueda ya que van haciendo la goma y tienes que ir tensando para no perder la rueda y acabar cortado.

Entro a box con mi primera tanda de 1h50’ a 37,5km/h de media.

11:50h: Me hace el relevo Oli, perdiendo el pelotón y donde le cuesta, junto a tres corredores más, unas tres vueltas volver a cazarlo. A partir de ahí, 45min rodando tranquilo a rueda con los tirones habituales pero controlables.

Aguanta 1h10’ de tanda con molestias en la pierna antes de entrar a hacer el relevo. Esas “molestias” pasaron a “dolor intenso” cuando se bajó de la bici y empezó la preocupación. Se tomó medicación, estuvo usando varios programas de mi Bluetens en modo “Sanar”, pero el dolor no pasaba.

13h: Entra Pepe y le cuesta sólo media vuelta volver a enlazar con el pelotón. Se nota que se han relajado y ya no hay tantos nervios. Aguanta tranquilamente casi 1h30’.

14:28h: Entra Omar, el último integrante del equipo, muy emocionado por correr una grande y en este circuito. Sale sólo y en tierra de nadie donde le cuesta unas cinco vueltas cazar al pelotón de nuevo. Aguanta 1h15’ antes de entrar a box.

15:45h: Como los dolores de Oli no habían mejorado decido hacer mi tanda y cubrir la suya, es decir, dos horas seguidas. A ver si así, saltándose un turno y teniendo más horas para descansar, se recuperaba para al menos rodar un par de horas más tarde.

Salgo sólo y me cuesta una vuelta entera volver a pillar el pelotón donde tras un poco de descanso y calma se empieza a revolucionar el corral. Varios corredores de categoría SÓLO empiezan a tantearse, atacan mirando hacia atrás, viendo a ver quién contestaba y quién no. Mientras, el resto tenía que apretar para no quedarse cortado. Así es como a la hora empiezo a estar fundido. Aguanto unas cuantas vueltas más hasta entrar con 1h45’. No doy más.

17:30h: Turno de Pepe. Muy tranquilo al principio, rodando en un pequeño grupo de tres hasta cazar el pelotón. Después de unas cuantas horas aún nos mantenemos rodando en cabeza y es increíble seguir viendo nuestro número en la columna de clasificación del circuito. El problema vino después donde en una de las “gomas” que se hizo no pudo aguantar y acabó cortado. Bajamos de ir segundos de la clasificación a rodar sextos.
Entra en boxes con 1h45’ de tanda.

19:15h: Sale Omar a pista perdiendo el pelotón y donde le cuesta una vuelta enlazar con un grupo de cuatro manteniendo la sexta posición de la general. Pero el ritmo es alto y no puede aguantar en el grupo, descolgándose y bajando a octavos y terceros de categoría. Aguanta 1h15’ de tanda antes de volver a entrar a boxes.

20:30h: Sería mi turno pero insiste en salir Oli ya que se encuentra mejor de la pierna. También me hace un favor porque después de dos intensas y largas tandas se me estaba haciendo cuesta arriba. De todas formas, tenía que estar preparado porque iríamos viendo vuelta a vuelta y en cualquier pasada por meta me podía hacer la señal que en la siguiente entraba.
Al final se encuentra bien y aguanta una tanda de 1h20’. Parece que las horas de descanso, la medicación y el Bluetens le han funcionado. Toda ayuda es poca.

21:50h: Me toca. Ahora es cuando empiezan las auténticas 24h, empieza lo duro, llega la noche y cuesta mantener el ritmo.

Engancho el pelotón en la misma vuelta y veo a un rival directo, el equipo 42.

Es increíble pero seguimos en el Top10 de la general y terceros de categoría, con un par de vueltas perdidas de los segundos por eso la lucha era mantener la plaza y la vuelta de ventaja con los cuartos.

Como os decía, no podía dejar que se escapara, tenía que mantener la vuelta de ventaja pero lleva un ritmo demoledor, una media como las primeras tandas. Justo a mitad de circuito, en la subida más dura me ganan distancia pero doy el máximo para recuperarla. Este ritmo hace que saltemos del pelotón y nos marchemos. Vamos los dos solos y me cuesta seguirle la rueda. Entro a boxes a hacer el relevo con 1h20’ totalmente vacío, el problema es que él seguía. Preocupante.

23:10h: Le paso el testigo a Pepe que me comenta después que estuvo 1h20’ totalmente sólo, una hora y veinte de agonía ya que no podía engancharse a ningún corredor que le pasaba. Se reduce la ventaja frente al equipo 42, de llevar una vuelta a sólo medio circuito.

00:30h: Entra Omar y se pasa toda la tanda sólo. Como Pepe antes, no puede engancharse a nadie y es una agonía aguantar hasta la 1h10’ de tanda.

Perdemos la ventaja y nos meten una vuelta. Seguimos en Top10 de la general pero bajamos al cuarto puesto de categoría.

01:40h: Le hace el relevo Oli donde tras dos vueltas tranquilo viendo cómo respondía la pierna ve que no duele y puede apretar. Recupera distancia respecto al 42 y mete medio circuito. Volvemos a estar terceros.

02:30h: He podido dormir poco más de una hora y el cuerpo pide clemencia. Las fuerzas van justas para todos y tengo pereza por salir pero no hay nada que un café no solucione.

Ya no hay pelotones grandes ni rápidos. A esas horas generalmente se baja el ritmo pero salgo con la intención de mantener la pequeña ventaja y si es posible incrementarla. Me pongo en Modo Rodillo cogiendo un ritmo alto sin forzar en exceso pero la suerte viene cuando en la chicane me pasan como aviones dos corredores (primeros y segundos de la general) y me engancho a rueda. Me cuesta un poco seguirlos pero me llevan volando vuelta a vuelta (de hecho marqué mi mejor tiempo, el mejor de mi equipo y uno de los mejores de todo el fin de semana. Imagináis quién tenían los mejores tiempos absolutos, verdad?). Los aguanto dos vueltas y media antes de descolgarme e ir haciendo dosificando ya que el esfuerzo había sido importante. Pero en las última vueltas me caza y conocido de la zona (Bernat de BiciSprint) y me lleva a rueda a un ritmo alto antes de entrar a hacer el relevo.

03:30h: Turno de Pepe que no tiene tanta suerte y aguanta poco más de una hora rodando generalmente sólo. Algunos relevos en pareja pero poco más.

04:35h: Entra Omar que ya está medio muerto. El esfuerzo de tandas anteriores, tantas horas, la falta de sueño, la noche, no descansar, no dormir, pasa factura. Aguanta su hora de tanda por respeto al equipo pero es una hora de agonía, sin fuerzas y con fuerte dolor de estómago. Perdemos la poca ventaja que llevábamos y nos meten más de una vuelta. El podium está difícil pero seguiremos peleando.

05:40h: Oli es consciente de la situación y ve cómo llega Omar así que toca remar todos juntos para intentar recuperar. Tras salir caza a un grupo donde se da cuenta que está el corredor del equipo 42. Se esconde a rueda y pasa así 45min. En cuanto entra en boxes dicho corredor, Oli tira con todo durante dos vuelta antes de entrar.

06:45h: Amanece en el Circuit y sólo he podido dormir 1h más.

Justo al salir de boxes tras hacerle el relevo a Oli circulo a la par de un pelotón donde veo que va tirando el corredor del equipo 42. Ya nos conocemos las caras y no sé si él me conoce o no pero me hago el sueco y me quedo a rueda. Nadie le da un relevo y dejo que se canse. Después de tres vueltas completas se aparta y girándose nos pide relevos. Justo que iba a su rueda juego la carta del despiste diciendo “ufff. Si casi no puedo seguir la rueda”, “yo también voy justo”, pero toca ponerme delante y pedaleo sin forzar, bajando el ritmo, preparando el ataque. En esa misma vuelta, en “La Moreneta”, la subida más dura del circuito, suelto el ataque. Demarraje sin ponerme de pie para no levantar la perdiz pero apretando fuerte e intentando castigar al pelotón. Casi coronando me quedo vacío y pienso que ha sido un ataque de peseta, que no ha servido para nada pero al mirar hacia atrás veo que nadie me sigue. Hostia! A tirar a muerte e intentar recuperar esa vuelta perdida. Me marco una crono de 45min y en las últimas vueltas me caza un corredor del equipo 50 (4º general, 2º categoría). Éramos rivales directos en categoría pero nos llevan tantas vueltas de ventaja que no somos una amenaza así que colaboramos haciendo relevos junto a otro que corría las 12h y estaba más fresco. Más que relevos era aguantar a su rueda y en las zonas de bajada o falso llano tirar de ellos ya que con mi plato 53 tenía más velocidad punta.

Acabo mi tanda vacío con una hora justita, a una media alta y reduciendo la ventaja de los terceros de una vuelta a poco menos de medio circuito.

07:50h: Turno de Pepe e intentar reducir más la distancia pero es complicado ya que va sólo casi todo el rato menos las tres últimas vueltas que se mete a rueda de un pelotón rápido.

Mientras, desde el box, vivimos pendiente de los tiempos y la clasificación. La distancia aumenta a casi tres cuartas partes de circuito. Difícil robar o recuperar esa tercera plaza de categoría.

08:58h: Última tanda. Sería el turno de Omar pero está descompuesto. Lo ha dado todo en sus tandas anteriores y su cuerpo ha dicho basta. Sale Oli que seguía con dudas de cómo le respondería la pierna. Visto que sólo quedaba una hora y aún nos llevaban casi una vuelta de ventaja y nosotros llevábamos dos al siguiente clasificado de la general, las posiciones no iban a variar así que le dije a Oli que saliera disfrutar y de la gozada de pasar por meta y acabar.

Sale a pista y tras estar en el muro un par de vueltas para ver cómo le iba vemos que va lanzado, enchufadísimo, y nos ponemos a ir recogiendo el box para adelantar faena. La sorpresa viene cuando nos damos cuenta al revisar los tiempos y vemos que la diferencia había bajado a apenas 1’30” a falta de media hora para acabar. Eh! Que aún es posible!

Vamos corriendo al muro para gritarle que siguiera apretando pero en esa misma vuelta al no saber lo poco que faltaba para cazarlos se había relajado y pasa por meta relajado y saludando. Gran error no llevar pinganillo para estar en contacto en todo momento. Gran error.
En la siguiente vuelta la diferencia ya había subido a 2’30” a falta de veinte minutos para terminar. Ahora sí que ya está. De todas formas sigue empujando con todo, haciendo relevos con Bernat, que como en tandas anteriores nos echa una mano a pesar de ser de otro equipo, y marcando buenos tiempos.

10h: FIN.

Al final no cambió nada. Acabamos 9º de la general y 4º de categoría T4. Un resultado increíble y si me lo hubiesen dicho dos días antes no lo hubiese creído.
Tuvimos ritmo pero nos falto resistencia. Nuestra más sentida enhorabuena a ON Y VA CYCLING (equipo 42) por ese merecido podium. Lo intentamos hasta el final pero no pudimos ni mantener la posición hasta el final ni recuperarla en las últimas horas.

Corredores: Pepe – Omar – Víctor – Oli — Auxiliar: Reme.

Y tras esto acabo y ya no os doy más el tostón. Deciros que ha sido la tercera edición de las 24h Madform BiCircuit, que llevo las dos últimas y me quedé con ganas la primera, pero os aseguro que repetiré el año que viene.

Hay carreras que las haces y punto, igual te gusta mucho y repites el año siguiente, pero de todas las que llevo en mi humilde vida deportiva os puedo asegurar que esta es y será mi fija de cada temporada. Igual para la próxima tanteo la posibilidad de hacerlo en DUO pero todo dependerá de las horas que pueda entrenar. Ya veremos.

La cuestión es que nos volveremos a ver en el circuito en 2019.

 

SALUD Y PEDALES.

2016 © CREOWEBS. Diseñamos y creamos